Detenido un menor en Riudecols por violar a una joven durante el Carnaval

Los Mossos detuvieron al menor el lunes  / CME
photo_camera Los Mossos detuvieron al menor el lunes / CME

Los hechos sucedieron el pasado sábado 25 de febrero en Riudecols (Tarragona), durante la fiesta de carnaval. El menor y la víctima, ambos, tienen 16 años

Segunda detención que se conoce esta semana en relación con menores de edad y delitos contra la libertad sexual. Si este jueves conocíamos que en febrero se detuvo a cuatro menores en un instituto de Rubí (Barcelona) por un presunto delito de agresión sexual a una compañera, a la que tiraron al suelo y acercaron sus genitales a la cara; este viernes ha trascendido la detención de otro menor, de 16 años, este pasado lunes en Riudecols (Tarragona).

Agentes de los Mossos d'Esquadra lo detuvieron como presunto autor de la violación a una chica de su misma edad, durante la fiesta de carnaval que se celebró el sábado pasado en la citada localidad tarraconense. Los hechos, concretamente, sucedieron de madrugada en la vía pública, aprovechándose del ambiente festivo.

Se conocían de antes

El presunto agresor agredió sexualmente a la víctima, llegando a penetrarla vaginalmente, aunque ella se habría negado a mantener relaciones. Los dos jóvenes son vecinos de Riudecols y se conocían previamente al encuentro del sábado, tal como ha adelantado La Vanguardia. Sin embargo, lo que no ha trascendido es si aquella noche habían quedado o se cruzaron por casualidad.

La víctima lo denunció a una comisaría de los Mossos d'Esquadra al día siguiente por la mañana y varios agentes de la policía catalana lo acabaron deteniendo el lunes.

Libertad con una orden de alejamiento

Después de pasar por las dependencias policiales, el menor fue puesto a disposición de la Fiscalía de Menores de Tarragona. El fiscal reclamó que se le internara en un centro de menores durante seis meses, además de una orden de alejamiento de 100 metros con respecto a la víctima y la prohibición de contactar con ella.

El magistrado, sin embargo, decretó su puesta en libertad provisional y solo aceptó la orden de alejamiento para proteger a la víctima, aunque en el escrito admite que hay indicios sólidos para considerar que es el autor de una agresión sexual.

Comentarios