El asesino de la mujer de Roquetas estaba en el sistema de vigilancia VioGén

El 016 es el número de atención a las víctimas de violencia machista  l  Archivo
photo_camera El 016 es el número de atención a las víctimas de violencia machista l Archivo

El presunto feminicida, un hombre de 30 años, ya tenía antecedentes por violencia machista contra otra mujer

El hombre que asesinó ayer a Nina, una mujer de 44 años en Roquetas de Mar (Almería), ya figuraba en el sistema VioGén, que es la herramienta que utiliza los cuerpos y fuerzas de seguridad del estado para vigilar a los agresores machistas e impedir que se acerquen a sus víctimas.

Sin embargo, este sistema sólo se activa si existe o ha existido relación de pareja entre el agresor y la víctima. En este caso, al no darse esa circunstancia, Nina se encontró totalmente desprotegida.

Mujer en situación de prostitución

El feminicida fue detenido en el domicilio de la propia víctima, donde la estranguló. La hipótesis más consistente con la que trabajan los agentes de la Guardia Civil que investigan el caso es que Nina pudiera encontrarse en situación de prostitución y que el presunto asesino pagó por tener sexo con ella y luego la mató.

No se investigará como crimen machista

Otra de las hipótesis es que se tratara de una situación fortuita en la que el agresor entrara sorpresivamente en la casa y asesinara a Nina después de violarla.

Sin embargo, en ninguno de los dos casos este asesinato machista será ni investigado ni contabilizado como violencia de género según las estadísticas de la ley contra la violencia de género, al no existir relación sentimental entre asesino y víctima.

En concreto, fuentes de la investigación han declarado que los hechos se están investigando como un homicidio doloso.

El hijo de la víctima fue quien avisó a la Guardia Civil

Ionut, el hijo de la víctima y que se encontraba en el domicilio cuando ocurrieron los hechos, fue quien avisó a la Guardia Civil sobre las cinco de la madrugada cuando oyó gritar a su madre desde su habitación. Según sus propias declaraciones a el Diario de Almería, el presunto feminicida había atrancado la puerta por dentro y no pudieron acceder a la habitación hasta que llegaron los agentes y la derribaron.

También asegura, junto a otro conocido de la familia, que al agresor se le ha visto recoger basura en la calle las Palmeras, en la que se ubica el piso en el que residía con su madre.

Una agente de la Guardia Civil herida en la detención

La Asociación Unificada de Guardias Civiles (AUGC) ha hecho público que el detenido ha ofrecido una gran resistencia al ser detenido y que al menos una guardia civil, miembro de esta asociación, ha sufrido lesiones en una mano. Así mismo, Han indicado que la AUGC se hará cargo de la representación letrada de esta agente en el procedimiento judicial que se siga contra el detenido por esta causa.

Comentarios