Desarticulada una organización criminal que captaba a menores, las drogaba y abusaba de ellas

La Guardia Civil se ha hecho cargo de la investigación / GC
photo_camera La Guardia Civil se ha hecho cargo de la investigación / GC

La investigación se inició a finales de junio de 2022, como consecuencia de la denuncia interpuesta por la madre de una de las menores captadas. La participación de la progenitora ha sido clave para resolver el caso

La Guardia Civil de Valencia da por desarticulada una organización criminal que se dedicaba a captar chicas menores de edad a las que cobijaban en un domicilio okupado en Gandía, para luego darles sustancias psicotrópicas y abusar sexualmente de ellas. Así, bajo el sobrenombre de ‘operación Alike’, agentes de la Benemérita han detenido a dos hombres, buscan a un tercero e investigan a un cuarto, todos ellos como miembros y partícipes de este entramado.

La investigación, tal y como detallan fuentes del Instituto Armado, se inició a finales de junio de 2022, como consecuencia de la denuncia interpuesta por la madre de una de las menores captadas. La progenitora denunció la desaparición de su hija y de otra joven, ambas de la comarca valenciana de La Safor. A partir de dicha denuncia los agentes averiguaron que las menores se encontraban alojadas en una vivienda okupada por los detenidos en Gandía.

La participación de una madre ha sido clave

De hecho, la participación de esta madre ha sido clave para la resolución del caso, aseguran fuentes de la Guardia Civil. Según un comunicado difundido este lunes, la mujer se hizo pasar por una menor hasta contactar con uno de los investigados. El ahora detenido, contactado por esta madre, intentó captarla a ella también. Fue entonces que los investigadores montaron un dispositivo para detenerlo y localizar el lugar donde se encontraban las niñas.

Una vez rescatadas, fueron trasladadas al Hospital de Gandía, donde determinaron todas las lesiones e intoxicaciones que habían sufrido las menores como consecuencia de las sustancias que les daban y las relaciones sexuales a las que las sometían. Posteriormente, fueron entregadas a las personas responsables de su custodia.

Investigación a contrarreloj para evitar nuevas captaciones

No se sabe cómo los detenidos contactaban con las menores, tampoco cómo lo hizo la padre. Al tratarse de dos jóvenes que no superan la mayoría de edad, la Guardia Civil ha preferido no dar detalles sobre el caso. Aunque sí que confirman que las diligencias siguen abiertas, tratando de esclarecer la implicación de los cuatro investigados, además de averiguar si hay más víctimas.

Con todo, tras el rescate de las menores, y en aras de salvaguardar los derechos de las víctimas, los agentes trataron de determinar la identidad de los autores con la mayor premura posible para evitar que captaran a nuevas chicas.

Dos detenidos, en busca de otro y un cuarto investigado

Finalmente, tras el operativo policial desarrollado, se procedió a finales del pasado mes de octubre a la detención de 2 de los autores, continuándose la búsqueda y localización de otro de los integrantes del grupo criminal.

Así pues, los detenidos por estos hechos son 2 hombres de 50 y 37 años. El hombre pendiente de localización y detención tiene 20 años. Asimismo, un hombre de 43 años, que se encuentra interno en el Centro Penitenciario de Picassent, está siendo investigado por estos hechos. Se les atribuyen los delitos de abusos sexuales a menores, en un caso que sigue abierto e instruido por el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 3 de Gandia.

Comentarios