El jurado popular declara culpable de asesinato al acusado de matar a su exmujer con papel film

Antonio F.S. escuchando una se las sesiones del juicio / ET
photo_camera Antonio F.S. escuchando una se las sesiones del juicio / ET
El jurado popular que debía decidir sobre la inocencia o culpabilidad de Antonio S.F., acusado de matar a su mujer enrollándola con papel film, lo ha declarado culpable por unanimidad y pide que sea condenado por un delito de asesinato con alevosía y ensañamiento

Un jurado popular de la Audiencia de Barcelona ha declarado culpable por unanimidad a Antonio S.F., el vecino de Manresa (Barcelona) acusado de matar a su exmujer, Jordina, asfixiándola con papel film en abril de 2021. El jurado popular ha hecho público su veredicto este viernes, después de que la semana pasada terminara el juicio en el que la Fiscalía aumentó la petición de pena de 23 a 24 años de cárcel por asesinato, al considerar probado tanto la planificación del crimen, como la motivación machista. 

De este modo, se considera probado que la mañana del 14 de abril de 2021, tras dejar a las dos hijas en común en el colegio, el acusado se dirigió al que había sido el domicilio familiar junto a su exmujer con la excusa de recoger unos documentos para hacer la declaración de la Renta y de realizar “un juego para recuperar la confianza". Aunque Antoni y Jordina hacía un mes que estaban formalmente divorciados, la mujer aceptó la propuesta y se citó con su exmarido en el colegio de las pequeñas. Luego se dirigieron a la vivienda. 

La inmovilizó y la envolvió con el papel film

Una vez en el interior de la casa, el acusado aprovechó la excusa del juego para crear un clima distendido y de cierta despreocupación. Fue entonces cuando su Antonio S.F. aprovechó esta situación para inmovilizarla en una silla y después envolverla con un rollo de papel film desde la cintura hacia la cabeza "dándole varias vueltas y tapándole la boca y la nariz". Según ha quedado constatado en el juicio se trató de un ataque "sorpresivo e inesperado" en el que el acusado se cercioró de que su exmujer no pudiera liberarse del film. 

De este modo, queda probado que la mujer quedó completamente inmovilizada y sin capacidad para liberarse del plástico, que le cubría la nariz y la boca. Aunque Jordina trató de librarse del film que le cubría prácticamente todo el cuerpo “con movimientos convulsos”la mujer no pudo hacer nada por salvar su vida y terminó cayendo al suelo. Además, según la acusación particular, “el acusado subió el volumen de la tele para camuflar los gritos de auxilio de la víctima”. 

A raíz de estos hechos, la víctima falleció por insuficiencia respiratoria aguda causada por una sofocación, tanto por la oclusión de las vías respiratorias como por la restricción de movimientos, que le oprimían la caja torácica. 

Ensañamiento y premeditación 

Además, el jurado recalca, como también lo hizo el fiscal, que con este modo de proceder no sólo pretendía acabar con la vida de su exmujer, sino que, además, quería causarle “un sufrimiento añadido y una agonía innecesaria”, como constataron los exámenes forenses. Por todo ello, concluyen, hubo “ensañamiento e intencionalidad”. Asimismo, también ven probado que Antonio S.F. planificó el crimen con antelación, constatando ese agravante de premeditación, como insistía la acusación particular. 

En este sentido, tanto los investigadores de los Mossos d'Esquadra, como los peritos forenses encargados de hacer el vaciado del contenido de los dispositivos electrónico del acusado, explicaron que los días antes del crimen, el acusado realizó decenas de búsquedas sospechosas por internet. Búsquedas que hacían pensar sobre la existencia de un plan preconcebido. Entre ellas, uno de los instructores de la investigación policial destacó en sede judicial que el acusado buscó “cómo matar a alguien sin que se note en la autopsia”“cómo diferenciar una asfixia homicida de un suicidio” “cómo matar a alguien para que parezca un suicidio”.

Estas indagaciones se suman a otras relacionadas con las propiedades del papel o plástico filmel que utilizó para enrollar a Jordina de la cintura hasta la cabeza, provocándole, así, la muerte por asfixia. Por todo ello piden que sea condenado por un delito de alevosía y ensañamiento

Comentarios